Nuestro blog

Con este blog queremos dar a conocer a los lectores las grandes alteraciones que sufre la sociedad actual por obra y gracia del progreso. Son enfermedades que están potencialmente en quienes las sufren y se manifiestan, generalmente, por primera vez cuando el afectado recibe un shock, sea del tamaño que sea.

Tratamos de crear un punto de encuentro e información para esas personas que padecen algún tipo de trastorno psicológico, pero también para sus familiares. Ante estas enfermedades no estás solo, todo está In Mente.

Nuestro tema

El método científico es un proceso que a través de varias fases pretende alcanzar la verdad y establecer unas leyes que confirmen que algo pueda ser conocimiento científico.
Para aplicar el método a las oportunidades profesionales que ofrece el ámbito de las enfermedades mentales habría que observar las salidas laborales que ofrece ese mercado. En este caso existen investigaciones, revistas especializadas, blogs, o también se podría formar parte de algún organismo público, ya sea un hospital o un centro de investigaciones médicas.
Tras esta observación se pasa a preguntarnos a quién se va a dirigir esa información, a quién le puede interesar y cuál es mi mercado potencial de muestra de esta información. Saber si tiene ventajas, si hay mucha competitividad o si puedo desarrollar un tipo de información distinto al ya existente.
El último paso va ligado al anterior, se debe experimentar con el tema al cual nos vamos a dedicar, en este caso las enfermedades mentales. Una forma es escribir un blog donde la gente pueda ver la información e intercambiar opiniones. Con todo esto ya tendría la información suficiente para ver la eficacia de mi trabajo y saber si es rentable o no.
Viendo el transcurso del blog es cuando podemos decidir si continuar o no, o si por el contrario se debe cambiar el rumbo del blog para que atraiga a más lectores y sea más interesante. A través de estas premisas del método científico puedo aplicarlo a mi trabajo para saber si es una buena opción o no.

Con todo esto, ya tenemos claro qué objetivo buscamos (saber si dedicarnos a las enfermedades mentales tendrá futuro) y cómo vamos a alcanzarlo (a través de la observación, la investigación y la experimentación). 
Para comenzar con nuestra investigación debemos evitar recopilar cantidades ingentes de información, ya que normalmente el camino más corto suele ser el más eficaz. En otras palabras, reflexionar  y entender la información más relevante sobre el tema puede facilitarnos el trabajo y ahorrarnos mucho tiempo. Cabe destacar que no por emplear un vocabulario más culto nuestra investigación va a estar mejor.
Toda investigación ha de seguir unos principios estables e idénticos; ha de ser un procedimiento igual para todos los estudios. Pueden establecerse tres actos en todo procedimiento científico, los cuales mantienen una interacción constante entre sí, y que siempre respetan este orden: ruptura, estructura y comprobación (o experimentación).

  - La ruptura: En esta fase se rompe con los prejuicios, con ideas preconcebidas, y contiene tres etapas: la pregunta inicial, la exploración de datos, el problema.
  - La estructuración: Gracias a una explicación teórica de la lógica del fenómeno a investigar, se prevén las operaciones que han de realizarse y las consecuencias que se esperan. Aquí se encontraría la cuarta etapa.
  - La comprobación: Se trata de verificar la investigación mediante hechos para poder considerar al trabajo como “científico”. Sus etapas son la observación, el análisis de la información y las conclusiones.


  Agradecimientos

Queremos dar las gracias a las personas que nos han ayudado a realizar el blog, las dos entrevistas que hemos conseguido. Son la asistente social Cristina Linuesa, de la Asociación Pro Personas con Discapacidad Intelectual Afanias, y María Encarnación Mesa, psicóloga clínica que ejerce en un centro especialista en autismo en Córdoba. Hay que agradecerles que nos hayan hecho ver las cosas desde otro punto de vista, de un modo más cercano, contando con dos personas que están día a día con individuos que tienen estas enfermedades. Esto ha hecho que tratemos  de otro modo el blog, de un modo más cercano y real. 
 
 
  El por qué de este blog
Decidimos tratar este tema porque nos pareció interesante debido a que estas dolencias se sufren en muchos hogares, y no tienen la atención que requieren ni medios en los que expresarse. La motivación personal que encontramos en él es poder por un momento hacer olvidar a esas personas sus problemas mientras leen sobre ellos y se sienten identificadas. Esto les ayudará a seguir adelante y poder ver que no son los únicos y que no están solos ante ese problema. La utilidad social viene en la misma línea que la motivación, puede compartir sus opiniones, sus casos personales, desahogarse con otras personas que están igual que ellos… Es una vía de escape para los días tan duros que sufren los familiares de quienes las padecen y los facultativos que los atienden.
 
 
  ¿A quién va dirigido? 

   El público potencial que hemos fijado al inicio de nuestro blog fueron los facultativos que atienden a personas con estas enfermedades, a sus familiares y a quienes sufren estas dolencias. Son personas que trabajan diariamente con males de muy difícil solución y tratamiento, por tanto tienen un perfil débil muchos problemas psíquicos, tales como impotencia, desgaste psicológico por no poder hacer más o la preocupación por tratarse de sus familiares más cercanos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario